Propuesta de la dinámica grupal para “cuidado al cuidador”:

La propuesta incorporará diversos temas: Comunicación, resiliencia, inteligencia emocional y solución de problemas.

Estos temas se tratarán en las diferentes sesiones de forma dinámica, se entregará un manual a los participantes que recogerá los aspectos teóricos que trabajaremos en el taller grupal.

Con la dinámica de grupo para cuidadores, intentamos contribuir a reparar los daños psicológicos producidos por los agentes estresantes de su periodo de la vida como cuidadores y tratamos de restablecer una mejor adaptación a las situaciones en las que viven.

Para ello, en primer lugar, generaremos un entorno favorecedor del desahogo psicológico y emocional.

En segundo lugar, crearemos un ambiente de seguridad y confianza que facilitará el análisis y la toma de conciencia de la situación que viven y de sus respuestas frente a tal situación.

En tercer lugar, está demostrado que los grupos contribuyen de modo significativo a la mejora de las habilidades de comunicación y producen una notable mejoría del autoconcepto de los participantes en las dinámicas de grupo (Fernández Martos, 1978, y Ruiz de Arana, 1977).

Se promueve el participar en un espacio donde se sienten escuchados, comprendidos, aceptados, y en el que comparten y validan sus vivencias, les proporciona la experiencia real del establecimiento de unas nuevas relaciones lo que les ayuda a salir del aislamiento en un contexto que les enriquece como personas.

Por otro lado, en el grupo los cuidadores pueden cambiar de rol, pasando de recibir ayuda en un momento dado a proporcionarla a otro miembro del grupo, pueden ensayar nuevas conductas de relación y ver reforzadas por el grupo conductas nuevas que no habían puesto en práctica antes.

Asimismo, el grupo es un potente creador de esperanza, de confianza en sí mismos y en sus propios recursos, que hace que los integrantes del grupo descubran recursos propios que no habían utilizado anteriormente o de los que no eran conscientes.

En un grupo se tiene la oportunidad de ver a otras personas que cambian y que progresan, lo que transmite el mensaje de que es posible cambiar y adaptarse psicológicamente mejor a la tarea de cuidado, al adoptar nuevas actitudes y formas de percibir y valorar las circunstancias de la situación de dependencia y cuidado.

Además, los participantes en los grupos tienen la oportunidad de aprender de los otros miembros mecanismos de cuidado y manejo de las personas mayores dependientes y estrategias útiles para afrontar los problemas de la tarea de cuidado.

Globalmente, la participación en un grupo es una oportunidad en la que se pueden vivir experiencias intensas y auténticas de plenitud personal y de verdadero encuentro con otros, en un clima de comprensión y empatía.

Objetivos que se persiguen

Los objetivos a los que se prestará atención:

Metodología

Bibliografía

CENTENO SORIANO, C. (2004): Cuidar a los que cuidan: Qué y cómo hacerlo, Formación Alcalá, Alcalá la Real.

GIL ESCUDERO, G., RODRÍGUEZ-ZAFRA, M., CID EGEA, L. (2008). Cuidar al cuidador: la ayuda psicoterapéutica a cuidadores de mayores dependientes mediante dinámica de grupos. Miscelánea Comillas. 117-167.
https://revistas.comillas.edu/index.php/miscelaneacomillas/article/view/7364

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.